Todos somos parte de una comunidad

No vivimos en un vacío; individuos, organizaciones, comunidades, continentes están
interconectados. Ninguno de nosotros puede crear un impacto significativo solo; somos interdependientes.

Espacio a tiene como objetivo contribuir al mejoramiento de nuestra comunidad, mediante el trabajo conjunto con todo tipo de organizaciones. La creación de cadenas de logros para la sociedad y el mundo, a través de la participación, la compasión, la conexión, el apoyo y la responsabilidad, constituyen los instrumentos para lograr ese objetivo. Una escuela de comunidad comienza honrando al individuo.

Cuando espacio a fue creado en el 2007 fuimos bien conscientes de cómo llamar la escuela. Optamos por espacio a, pues incluye el concepto de que el aprendizaje ocurre en cualquier espacio. Se produce dentro y fuera de la estructura física, bajo la premisa de que aprendemos todo el tiempo: 24-7. Los estudiantes constituyen el centro de atención. Sin embargo, es de suma importancia que ellos entiendan su relación con los demás compañeros involucrados en la escuela: staff, voluntarios, y padres.

Creamos colaboraciones y alianzas a través de proyectos de servicio a la comunidad,
“internships” y otros recursos, para ayudarles a ampliar su comprensión del mundo.

Agradecemos a nuestra comunidad que colabora con nosotros.